CuerpoTitulosDestacados

El laboratorio GlaxoSmithKline presentó ante la comunidad médica una vacuna contra el meningococo B, agente causal de meningitis meningocóccica

La nueva vacuna estimula la producción de anticuerpos bactericidas contra cepas de meningococo B.

Con el objetivo de prevenir la enfermedad meningocóccica el laboratorio GlaxoSmithKline, con la habilitación del Ministerio de Salud Pública (MSP), presentó a nivel local una vacuna contra dicha dolencia.

La nueva vacuna, estimula la producción de anticuerpos bactericidas, y está indicada para la inmunización activa de individuos a partir de 2 meses de edad.

En Uruguay, la meningitis está comprendida entre las enfermedades de notificación obligatoria, debiendo comunicarse al Ministerio de Salud todo caso sospechoso de meningitis bacteriana y enfermedad invasiva por meningococo en las primeras 24 horas desde su aparición. Asimismo, el MSP realiza la vigilancia sistemática y analiza su comportamiento en la población.

La dolencia es causada por la bacteria Neisseria meningitidis, comúnmente conocida como meningococo. La meningitis meningocóccica se presenta con una frecuencia baja pero con una alta morbimortalidad.

Si bien varía en sus formas de presentación clínica y el síntoma más notorio es la fiebre, puede llegar a ser grave y en pocas horas provocar la muerte al paciente. Por este motivo es fundamental realizar un diagnóstico temprano e iniciar un tratamiento de forma inmediata.

En el año 2017, se ha producido aumento del número de casos con respecto a igual periodo del año 2016, registrándose 21 casos en total hasta la semana epidemiológica 47. La mayoría de los casos fueron provocados por Meningococo B, observándose entonces a este último como el agente más frecuente de meningitis meningocóccica. El mayor número de casos se presenta en niños menores de cinco años.

La enfermedad se transmite por contacto directo y prolongado con la persona infectada, a través de las secreciones respiratorias de fosas nasales o faringe –besos, estornudos, tos-. El periodo de incubación puede oscilar entre dos y diez días.

Existen grupos de personas que presentan mayor riesgo de contraer la enfermedad, además de niños pequeños, personas que viven en condiciones de hacinamiento, pacientes inmunocomprometidos y personal que trabaja en laboratorios.

Mostrar más

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close

Adblock detectado

Por favor, considere apoyarnos mediante la desactivación de su bloqueador de anuncios
A %d blogueros les gusta esto: