mujicaEl presidente José Mujica mantendrá reuniones con integrantes de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) y con el presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, en La Habana (Cuba), por fuera de la agenda de la II Cumbre de CELAC.

Este jueves, el semanario Búsqueda informó sobre la intención del mandatario de sostener estos encuentros, como forma de mediar en el proceso de negociación por la paz en Colombia, que vienen llevando adelante ambas partes desde fines de 2012 en la capital cubana.

«Quiero seguir ayudando nuevamente y en concreto para que se acelere el proceso de negociación y sientan el aliento moral de que la causa en que están metidos merece sin duda alguna todo el respaldo», dijo Mujica al semanario uruguayo Búsqueda.

El mandatario ya ha expresado su deseo de que el país sudamericano alcance la paz y llegó a dialogar sobre el tema con el Papa Francisco, durante el encuentro que mantuvieron el año pasado.

A su vez, el gobierno de Santos expresó en junio de 2013 que querían a Mujica «más cerca» del proceso de paz que lleva adelante el gobierno de ese país con las FARC.

Por ello, el Presidente aprovechará el viaje a Cuba en ocasión de la II Cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), que se celebrará el 28 y 29 de enero en La Habana, para quedarse unos días más y realizar las reuniones pertinentes.

«Me voy a quedar unos días después de la cumbre. Y voy a hablar con el presidente (colombiano) Juan Manuel Santos y con las FARC», indicó.

Mujica señaló que «nunca antes, desde hace 50 años que empezó ese enfrentamiento, se estuvo tan cerca de concretar la paz. Ese es un objetivo superior y merece todo el apoyo».

Este jueves las FARC y el gobierno colombiano cierran un nuevo ciclo en el diálogo de paz; esta vez con lo referido a las drogas y el narcotráfico, sobre lo que no han llegado a un acuerdo todavía, ya que la guerrilla propuso regularizar algunas drogas, pero las autoridades de oponen.

Una posibilidad es que Mujica aporte su visión al respecto, tras la experiencia de la nueva normativa de regulación estatal del mercado de la marihuana en el país. UyPress