Diana Batovsky se posicionó en el 2018 como una de las modelos referentes de nuestro país, participando incluso del certamen Modelo del Año, organizado por María Inés Rodríguez.

Nacida en la ciudad de Paysandú, Diana viaja a Montevideo para realizar su carrera profesional de Contador Público, sin dejar de lado su otra gran pasión, el de convertirse en una modelo profesional.

1. Cuéntanos de qué manera te interesó el mundo del modelaje…
No soy esa chica que soñaba desde pequeña con ser modelo y jugaba a vestirse con la ropa de mamá, ni siquiera lo consideraba dentro de mis opciones. Mis primeros pasos de introducción en este rubro fue presentándome a un concurso que se realizaba en mi pueblo (Chapicuy-Paysandú) para elegir a la reina de la “Fiesta del Arándano y la Artesanía”, no porque me llamara la atención particularmente sino por querer sacarme un poco la timidez. Me presenté, participé, antes de subir a la pasarela me temblaban las piernas de los nervios pero en cuanto puse un pie en ella me encantó. Las luces, el público, los aplausos, todo enfocado en mí. Una experiencia inolvidable.

Luego me mudé a Montevideo por motivo de estudios, y como no realizaba ninguna actividad decidí inscribirme en una escuela de modelos como hobby, para probar. Me volvió a gustar y decidí que quería dedicarme a esto.

Estuve alejada un período porque no me daban los tiempos entre trabajo y facultad y recientemente decidí volver a enfocarme en ello; porque me encanta, me divierte, me gusta conocer nuevas personas todo el tiempo y vivir nuevas experiencias.
Actualmente estoy abierta a nuevas oportunidades que se puedan presentar.

2. ¿Qué experiencias significó para ti participar en la Modelo el Año?
Primero que nada fue una alegría el haber sido convocada para participar en un certamen organizado por María Inés Rodríguez. Puedo decir que fue muy enriquecedor para mí, llegué apenas sabiendo bajar las escaleras con zapatos de taco sin ver los escalones y terminé bajando casi a la perfección. Si hay algo que agradezco infinitamente siempre es cuando otra persona tiene esa disposición y ganas de brindarte su conocimiento, su apoyo, te ayuda a mejorar, a superarte. Fue una experiencia de la que tengo mucho que rescatar y la cual aportó en gran parte a mi desarrollo y crecimiento profesional.

También conocí a chicas divinas, algunas de las cuales he tenido oportunidad de volver a encontrar.

3. ¿Cuál es tu secreto para mantener tu figura espectacular?

No sigo una dieta estricta, me permito comer de todo pero en medidas justas. También realizo una rutina de cardio intenso de 30 minutos en casa, como suelo estar ocupada durante todo el día a veces, he llegado a hacer esa rutina a la 1am. Creo que el “no tengo tiempo” en realidad es excusa, lo que necesitas es voluntad y proponértelo a vos misma.

Además realizo otra rutina de 300 abdominales, con descanso cada dos días. El esfuerzo lo vale, los abdominales son una de las cosas que más admiro de mi cuerpo, cuando los entreno.

4. ¿Cuál es tu mejor sistema para promocionarte?

Hoy en día los mejores medios para promocionarte son las redes sociales. La que yo más utilizo es Instagram, soy bastante adicta. Aunque no suelo publicar mucho contenido, soy más fan de las historias.

La que suele hacer un marketing impresionante es mi familia. Tengo unas tías bastante locas (cariñosamente) que les encanta sacar fotos, compartir publicaciones y venderme como la estrella de la familia. Mis hermanas me provocan mucha ternura porque suelo enviarles fotos y a veces por algún motivo de que no las puedo compartir o porque yo quiero hacerlo más adelante les pido que no las suban a sus redes y cada tanto me preguntan “¿puedo compartir esta foto? Quiero subirla a mi Intagram, me encanta”.

El marketing en redes es importante, pero el mejor marketing es el que te haces trabajando directamente, el trabajo llama al trabajo, y en un mercado tan pequeño como el uruguayo nos conocemos todos.

5. ¿Qué significó para ti mudarte a Montevideo para comenzar tu carrera profesional?
Fue un cambio enorme. Significó no solo el dejar de vivir con mi familia sino el pasar de vivir en un pueblo pequeño donde todos somos vecinos, a la gran ciudad donde no conocía nada.

Igualmente me adapté muy rápido, soy muy independiente y bastante testaruda, me gusta el cambio y prefiero el movimiento de la ciudad y las oportunidades que ofrece a la tranquilidad total del campo. ¿Lo extraño?, sí. Extraño el espectacular cielo nocturno, los sonidos de la naturaleza, que mis hermanos me molesten, el respirar aire puro, dormir sin luces y ruidos entrando por la ventana; vivir rodeado de naturaleza tiene su encanto.

Pasar al gris de la ciudad es un cambio total a la vista y a la vida en general. Ahora voy cuando tengo oportunidad para descansar de la locura de la ciudad y renovar energías.

6. ¿Cuáles son los valores que debe tener una modelo profesional para ti?

Considero que es bastante extensa la lista pero lo que destacaría ante todo es respeto, honestidad, responsabilidad, honradez y compromiso. Son valores que cuando faltan tanto de parte de la modelo como de cualquier profesional, el ambiente que se genera ya sea de trabajo o a nivel social no es bueno ni sano para nadie.

También remarcaría gratitud, si hay algo que considero esencial es ser agradecido y valorar cada oportunidad que se presenta.

7. ¿Cómo se conquista el corazón de Diana?

Es una pregunta muy amplia; mi corazón lo conquistan los niños, los perros, el dulce de leche y los chocolates (risas). Me gustan mucho las personas honestas, positivas, alegres, que transmiten buena energía, buena vibra, con sentido del humor y del sarcasmo también, ya que soy muy sarcástica. Me encanta la gente loca y lo digo en el sentido en que tienen una energía exorbitante, que contagian entusiasmo, y levantan el día de cualquiera, suelo llevarme bien a la primera con ellas, diría que dos de mis mejores amigas son así y las adoro.

En cuanto al lado romántico soy bastante especial, no cualquiera me impresiona. Soy chapada a la antigua, muy romántica y valoro los pequeños gestos más que nada, esos son los que siempre recuerdo. Soy de las que guarda hasta una piedra por el hecho del gesto y no del objeto en sí. Conservo una caja de recuerdos con origamis, notas, invitaciones, cartas, rosas que guardo dentro de libros. Esas pequeñas cosas que el normal de la gente suele descartar a la primera para mi tienen gran valor.

Aunque no suelo mostrarme así, por el contrario, si soy muy simpática y congenio fácilmente con todo el mundo, pero hasta cierto límite en el que soy fría y distante, primero porque la gente se confunde fácilmente y segundo porque no demuestro realmente mis sentimientos a la primera, cuido bastante mi salud emocional. No soy enamoradiza en absoluto, es más, diría que tardo en enamorarme de verdad. Si enseño mis sentimientos abiertamente es porque sé que puedo confiar plenamente en esa persona.

DETALLES

Nombre completo: Diana Daniela Batovsky Durán
Edad: 22
Estado civil: Soltera
Altura: 1.73 mts.
Medidas: 81- 60- 93
Color de ojos: Celestes
Color de pelo: Rubio
Una bebida: Licuado de frutas
Una comida: Carne asada y ensaladas
Un libro: Orgullo y prejuicio – Jane Austen
Un perfume: La vie est belle – Lancôme
Una canción: Maldición – Once tiros
Un súper héroe: Mi padre
Mascota favorita: Perros
Tu pasión más grande: ayudar y ser útil a los demás
Ciudad en que vives: Montevideo
Ciudad de nacimiento: Paysandú
Estudios cursados: Bachillerato diversificado orientación Economía, Contador Público (cursando), Técnico en Administración (cursando)

Fotos: Richard Sosa
Locación: Regency Way Montevideo