13.8 C
Montevideo
martes, septiembre 28, 2021
spot_img

Inflación sigue fuera del rango meta y tuvo mayor aumento mensual desde enero

Por Nicolás Müller Lyng, analista jefe de mercado en Capitaria.

Hace casi 30 días el Banco Central (BCU), en su Comité de Política Monetaria, decidió elevar la tasa de política monetaria de 4,5% a 5%, esto como consecuencia de mejores perspectivas para la economía dado los signos de reactivación que se están viendo.

¿Qué tiene que ver lo anterior con la inflación?

El BCU tiene como objetivo mantener una inflación baja y estable en el tiempo. En Uruguay el IPC (que mide cómo se encuentra la inflación), llegó a estar en 10,86% en su variación en 12 meses durante abril del año 2020, cifra que no se veía desde junio del 2016 (cuando alcanzó el 10,94%). Desde abril a la fecha la inflación ha ido bajando y hoy 3 de setiembre se conoció que su variación en 12 meses fue del 7,59%, una cifra bastante menor al máximo alcanzado en periodo de pandemia, pero que aún se encuentra por fuera del rango meta del BCU (entre 3% y 7%).

Para contener las presiones inflacionarias al alza el BCU tiene algunas herramientas, y dentro de ellas está la tasa de política monetaria (TPM). Es por lo mismo que al igual que otros países de la región (por ejemplo, en Chile el Banco Central subió la TPM en 75 puntos base el pasado martes), el ente rector decidió subir la tasa a 5%, con el objetivo de evitar que los productos y servicios perciban el efecto de la pandemia y suban de precio. Esto en un contexto donde el BCU observó signos claros de reactivación económica y disminución de los casos de Covid19 en Uruguay.

Si bien la variación en 12 meses escapa del rango meta del BCU, el IPC acumulado en el año es del 6,19%, la que de todos modos debería seguir en observación por parte del ente rector de política monetaria sobre todo por los efectos del alza en la TPM.

Entrando al detalle, la mayor alza (medida por variación porcentual respecto al dato anterior), dentro de la canasta de bienes y servicios estuvo dada por el sector de alimentos y bebidas no alcohólicas (+0,86%), específicamente dado por el último aumento del precio de la carne (+3%).

¿Qué efectos puede generar una inflación alta?

En términos generales el efecto directo es sobre una canasta de bienes y servicios, que al subir de precio tienen un impacto alcista en la inflación. Esto afecta al consumidor, ya que el dinero que dispone mes a mes va perdiendo valor en el tiempo como consecuencia de que el precio de la vida va en alza (por mayor inflación).

Por eso los bancos centrales mantienen cierta meta o rangos meta inflacionarios para que no genere inestabilidad en la economía del país, ya que precios muy altos con sueldos que se mantienen afectan de forma directa a las familias.

¿Qué pasa con el dólar?

El índice dólar cayó cerca de un 1,56% desde el 20 de agosto de este año a la fecha, un descenso importante luego de que la Reserva Federal en EE.UU. decidiera mantener los estímulos en dicho país.

Lo anterior generó que el dólar alrededor del mundo tenga presiones bajista y en Uruguay la tónica ha sido la misma. El dólar-peso uruguayo se encuentra alrededor de los 42,5550 pesos, lo que ha sido un descenso importante en su cotización luego de alcanzar un máximo en los 44,6436 pesos aproximadamente, es decir, una caída del 4,67% desde marzo a la fecha. Esta caída no sólo se ha visto influenciada por la baja cotización del dólar a nivel mundial, sino que también por mejores perspectivas económicas para la economía uruguaya, avances en vacunación, progreso en la contención de casos por Covid19 y por medidas del BCU, ya que un aumento de la TPM aumenta el valor de la moneda local provocando una presión bajista al tipo de cambio. 

Related Articles

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img

Últimas Noticias