Nadie pone en duda que David y Victoria Beckham sean una pareja exitosa. Música, deporte, libros, moda, son numerosas las áreas en las que han probado exitosamente su “toque de Midas”, sin embargo esto no los ha librado de caer en excesos.

Una de sus útimas excentricidades ha sido convertirse en los protagonistas de sus adornos navideños.