El Congreso de Venezuela solicitó este martes a la Fiscalía una investigación a la diputada opositora María Corina Machado por incumplimiento de funciones y desacato a la Constitución.

Machado ha sido una de las figuras políticas más destacadas de la oposición durante las protestas contra el gobierno de Nicolás Maduro, que ya cumplen más de un mes y han dejado 29 muertos y cientos de heridos y detenidos.

La iniciativa promovida por el presidente de la Asamblea Nacional, Diosdado Cabello, está basada en pruebas presentadas por diputados oficialistas y fue aprobada por la mayoría chavista del Congreso.

Machado es acusada de instigación a delinquir, de traición a la patria, terrorismo y homicidio.

“Aunque la medida puede debilitar a la oposición en el Congreso quitándole a una de sus parlamentarias más reconocidas, podría darle a los opositores un motivo más para salir a las calles a protestar contra el gobierno”, señala el corresponsal de BBC Mundo en Venezuela, Daniel Pardo.

Tras la votación en el Congreso y la subsiguiente petición ante la Fiscalía, Machado calificó la acción como una “amenaza” que “busca transmitir un mensaje de desmoralización de los venezolanos”.

Otro de los líderes opositores que junto a Machado apoyaron las protestas, Leopoldo López, se encuentra preso acusado de “promover la violencia”.

La oposición convocó este martes a una nueva protesta nacional contra el gobierno el sábado.